EN DEFINITIVA…CONSUMO

Dadas las fechas en las que estamos, leía hace un par de días un artículo sobre el comportamiento de los consumidores en navidad. Está comprobado que en estas fechas la parte más humana, sensible y emocional resurge como el Ave Fenix. Estaremos todos de acuerdo en que muchas empresas también dirigen su publicidad hacia este lado más humanitario.

Es época de regalos, compras, grandes banquetes familiares, reuniones de empresa…qué os voy a decir que no sepáis. En fin, consumamos todos y de todo!!

Seguro que a muchos de los que estáis leyendo ahora mismo estos dos primeros párrafos os habrá pasado como a mi. Nos sensibilizamos por los más necesitados, con la pobreza, miserias y un largo etcétera de injusticias pero a la vez nos dedicamos a comprar y gastar. Es curioso. En cualquier caso será debate o artículo de futuros posts.

 

La pregunta es, ¿consumimos más porque nos sentimos s sensiblespor ser navidad?

 

La respuesta es no. Parece ser que por el hecho de estar más sensibles no significa que vayamos a recordar más a las marcas en sus publicidades. Nuestro baremo de memoria no aumenta, es el mismo en navidad que en cualquier otra época del año. Es decir, compramos porque “toca” comprar.

 

Valorando este argumento, se trata de tener un consumo y sobre todo un consumidor que se mentalice de “tengo que comprar porque toca”. Y en ello estamos, como no!! Os presento algunos días en los que “toca comprar”.

 

 

El Día de la Madre, el Día del Padre, el Día de los Enamorados y las rebajas son ya antiguos conocidos. Pero sí es cierto que las empresas a día de hoy cada vez gastan más en publicidad off y online para anunciar y propiciar la compra en estos días. Y por lo tanto a ser días señalados a tener en cuenta en la memoria del consumidor.

 

También tenemos los nuevos formatos como el reciente “Black Friday”. Día para el que las empresas han desembolsado cantidades generosas en sus publicidades y a su vez promociones atractivas que han invitado a la compra porque sí.

 

En definitiva es consumo, consumo y más consumo. Se dice que si hay consumo es que la cosa va bien, ¿no?. Supongo que será siempre y cuando sea de manera responsable, ¿lo es?.

 

Los recientes estudios también dicen que hay una tendencia futura por parte del consumidor a ir en contra del consumismo establecido; es decir, “voy a comprar lo que quiero y no lo que me digan”.

 

Termino, y añado referente a esta tendencia…¿¿seguro??